Análisis técnico GP Gran Bretaña

Publicado: 7 julio, 2010 de Tramantines en Ánalisis Técnico, GP Gran Bretaña, Silverstone
Etiquetas:, ,

Silverstone no puede considerarse un circuito en el que los motores sufran puesto que los coches tan solo aceleran al máximo el 55% del tiempo de carrera. Pero dadas las características especiales de este circuito, el coche no puede presentar debilidad alguna en ningún aspecto. Y es que Silverstone requiere un coche con un buen equilibrio, un motor de gran alcance y la potencia necesaria en altas y bajas revoluciones.

Se acerca a la primera curva, ‘Copse’, a cerca de 295 Km/h. La entrada a ésta es muy difícil porque no se puede ver el ápex ya que conforme se dobla es una curva muy rápida, la cual se toma en 5ª velocidad a cerca de 235 Km/h. La salida lleva al difícil complejo ‘Becketts’, alcanzando una velocidad máxima similar de 295 Km/h. La primera curva a la izquierda, ‘Maggotts’, es tomada a fondo antes de frenar ligeramente y reducir la velocidad a cerca de 270 Km/h para la próxima sección a la derecha. Después de esto se necesita frenar mucho más fuerte porque se necesita reducir la velocidad a cerca de 210 Km/h en 4ª velocidad para la penúltima curva a la izquierda, y luego perder más velocidad, bajando los cambios a 3ª velocidad a alrededor de 175 Km/h para la curva a la derecha de ‘Becketts’. El leve giro a la izquierda, ‘Chapel’, que lleva a la recta ‘Hangar’ es tomada a fondo, tocando el ápex a cerca de 235 Km/h en 5ª velocidad.

A través de este complejo se experimenta muy altas fuerzas laterales hacia la izquierda y a la derecha, por lo que el descanso en la recta ‘Hangar’ es muy bienvenido. Al final de la recta se alcanza la máxima velocidad en el circuito de aproximadamente 310 Km/h antes de una vez más frenar muy fuerte y bajar a 190 Km/h en 3ª para ‘Stowe’. En la próxima recta corta se alcanza cerca de 280 Km/h en 5ª velocidad antes de reducir justo a menos de 90 Km/h en 2ª velocidad para la curva más lenta del circuito, la de la izquierda que lleva a la curva ‘Club’. La misma curva ‘Club’ es muy difícil, y a pesar que se pasa por el ápex a cerca de 130 Km/h en 3ª velocidad, se necesita poder poner bien la potencia en el piso al tiempo que se lucha con el monoplaza para salir de esta muy larga curva. La nueva sección denominada Arena (que sustituye las curvas Abbey, Farm, Bridge y Priory), es ahora una suave y larga “S” acabada en un vértice que desemboca en una recta que enlaza con el final del trazado, ya en Brooklands.

Levemente se alcanza cerca de 215 Km/h en 4ª velocidad antes de frenar nuevamente para la larga curva a la izquierda en el complejo, ‘Brooklands’, la cual se toma a 105 Km/h en 2ª. Casi inmediatamente se está en las últimas curvas, ‘Luffield’ y ‘Woodcote’. La velocidad en el ápex es similar, pero éstas forman una curva muy larga a la derecha, donde otra vez la salida es tan difícil como importante, ya que se necesita colocar suavemente la potencia y batallar con el inevitable subviraje para conseguir buena velocidad en la recta de pits. Esto deberá permitir completar la vuelta cruzando la línea de meta a cerca de 280 Km/h en cambio tope.

Vía: The F1

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s